MENú

ONG Grefa libera quince buitres negros en la Sierra de la Demanda de Burgos

Foto facilitada por Grefa del programa en la Sierra de la Demanda de Burgos. EFE

 

 

El Hospital de Fauna Salvaje de la ONG Grefa ha liberado un total de quince ejemplares de buitre negro en la Sierra de la Demanda de Burgos con el objetivo de que esta especie vuelva a su hábitat natural y crear una colonia.

La organización ha precisado en una nota que la aclimatación ha funcionado y que la mayoría de los buitres negros liberados permanece en la zona de suelta del oeste de Burgos.

Esta acción se enmarca dentro del Proyecto Monachus que tiene como objetivo crear una colonia de esta rapaz carroñera, que no se reproduce en el Sistema Ibérico desde hace más de medio siglo.

 

Quince buitres vuelan libres con GPS

 

Foto cedida por la ONG Grefa de los buitres del Proyecto Monachus. EFE

 

Por ello, ocho machos y siete hembras de buitre negro pudieron empezar a volar libres tras la apertura hace algo más de un mes del jaulón en el que llevaban un año aclimatándose a la zona de liberación, ubicado en el término municipal de Huerta de Arriba, al oeste de la provincia de Burgos.

Los ejemplares fueron liberados tiene emisores GPS que desvelan que algunos han emprendido desplazamientos a larga distancia, llegando algunos incluso a Francia y Portugal en pocos días, pero la mayoría permanece cerca del punto de suelta, lo cual incrementa las posibilidades de que la especie se establezca en la Sierra de la Demanda y vuelva a reproducirse en la zona en un futuro no muy lejano.

El largo periodo de tiempo en el que los buitres negros han permanecido en el jaulón de aclimatación de Huerta de Arriba ha sido fundamental para que estas aves se vinculasen al territorio en el que han sido liberadas.

Colaboración de ganaderos y cazadores

También favorecen este objetivo los aportes de alimento que, gracias a la colaboración de los ganaderos y los cazadores de la zona, se suministra diariamente a los buitres negros para ayudarles a sobrevivir mejor en su primera fase de vida en libertad.

Los buitres negros liberados, cedidos por diferentes comunidades autónomas, proceden en su mayoría de centros de recuperación de fauna silvestre.

“Nuestra idea es realizar durante al menos ocho años la liberación de un mínimo anual de diez buitres negros, de manera que logremos un número suficiente de ejemplares fijados a esta zona de la Sierra de la Demanda como para que pueda surgir una nueva población reproductora”, ha explicado Lorena Juste, bióloga de Grefa que coordina el trabajo con la especie desde Huerta de Arriba.

Diez buitres serán liberados el próximo año

“En los próximos días, un nuevo grupo de al menos diez buitres negros será introducido en el jaulón de aclimatación con vistas a su liberación en el otoño de 2018”, ha anunciado Juste.

El trabajo de Grefa con el buitre negro en la Sierra de la Demanda se circunscribe al Proyecto Monachus, con el que esta ONG intenta contribuir a la recuperación en toda Europa de esta especie catalogada en España como amenazada.

Con información de agencias
www.radiomacondo.fm