MENú

Carta al alcalde de Medellín solicitando compromiso con la paz

Federico Gutiérrez

Medellín, 12 de mayo de 2017

Señor
Federico Gutiérrez
Alcalde de Medellín

Cordial Saludo.

Recibimos con preocupación su comentario al Área Metropolitana tras la valiosa y necesaria Cumbre Metropolitana de Paz. Según su cuestionamiento no hace parte del mandato del Área ocuparse de la paz. Su postura es muy preocupante, no sólo porque resulta desproporcionada, sino porque se suma a una serie de mensajes que evidencian una clara oposición al Proceso de Paz por parte de la Alcaldía de Medellín.

La paz es un derecho y un deber constitucional consagrado en el artículo 22 de nuestra Carta Política y, al margen de la postura individual de cualquier mandatario, todos los organismos del Estado y sus funcionarios están en la obligación de acoger este mandato. Gracias al alto gobierno colombiano, la voluntad de la guerrilla de las FARC y la sociedad civil, hoy contamos con el más destacado y aplaudido acuerdo de paz del mundo en la actualidad, celebrado con júbilo no sólo por las Naciones Unidas, la Unión Europea y otros organismos internacionales sino también por un amplio sector de la sociedad colombiana que inundó las calles del país para solicitar su pronta implementación.

En especial las víctimas, de las cuales Medellín y Antioquia conocen muy bien por ser el territorio donde mayor número de éstas habitan a nivel nacional, aprueban y defienden el Acuerdo de Paz y la continua búsqueda del fin del conflicto de forma negociada.

Por eso queremos invitarlo a reflexionar y estudiar su papel como primer mandatario de la ciudad e integrante de la junta directiva del Área Metropolitana. Le solicitamos su pronto compromiso en unión con todos los estamentos públicos y privados posibles para la implementación del Acuerdo de Paz y la pedagogía del mismo en las comunas y corregimientos de Medellín.

Medellín, ciudad que se precia de ser innovadora, moderna y dinámica, requiere que dicha perspectiva se aplique de manera decidida en su compromiso con la paz, que no sólo es un mandato constitucional, sino la aspiración largamente esperada por una ciudad que conoce como ninguna los efectos de la guerra. El 20% de los medellinenses son víctimas directas del conflicto y, desde esas experiencias de dolor y frustración, reclamamos un Nunca Más.

Además, nominalmente el Plan de Desarrollo de Medellín plantea la orientación estratégica de la ciudad hacia la construcción de la paz. Por eso no se comprende que ahora usted, señor alcalde, se muestre contrariado o francamente irritado cuando se plantean temas de ciudad asociados al natural respaldo a la implementación de los acuerdos.

Las víctimas, organizaciones, jóvenes, mujeres, defensores de derechos humanos, artistas y ciudadanos en general abajo firmantes queremos expresar nuestra rechazo a la actitud hostil y negligente de la Alcaldía de Medellín frente a la salida negociada al conflicto armado, la modernización del país y la profundización de la democracia contenidas en el Acuerdo de Paz entre Gobierno y FARC.

La paz es un valor supremo. Por ello es inaceptable que se manipule un tema tan crucial como ese a partir de intereses políticos coyunturales o posturas ideológicas particulares. Le hacemos un llamado ético y político, señor alcalde, a comprometerse con la paz y a dar a conocer a la ciudad, pública y masivamente, cómo se está preparando para la implementación del acuerdo y de qué forma están propiciando la necesaria pedagogía del Acuerdo.

Para suscribirse a la iniciativa, click aquí.

 

 

 

www.radiomacondo.fm